¡Bienvenidos a TU GRANO DE ARENA!

Este espacio de la web de SED nace con la vocación de ser un PUNTO de ENCUENTRO y de PARTICIPACIÓN de todas las personas que colaboran y simpatizan con SED desde el voluntariado, la colaboración económica, el trabajo en los colegios, como socios o simplemente como amigos y seguidores del trabajo solidario que SED realiza en España o en los países de SUR.

PESANDO CORAZONES EN TZIMAJIL, COBÁN

El pasado 18 de julio vivimos una de las jornadas más especiales de este voluntariado visitando la comunidad de Tzimajil, con el programa de donación de alimentos “monitoreo de peso y talla”. El proyecto de Futuro Vivo traspasa las puertas de la escuela de Samac, en Cobán, con actividades en favor del entorno y, a través de esta iniciativa, las Carmelitas de la Enseñanza extienden el servicio de desayuno diario en la escuela, donado por la ONG Movimiento en Desarrollo, a núcleos desfavorecidos. Los tres voluntarios de SED -Silvia, Ibon y Diana- acompañamos a Paola, administrativa de la escuela, y otros dos cooperantes, a Tzimajil; una aislada comunidad indígena, donde documentamos el peso y estatura de 26 niños de entre 2 y 12 años para su seguimiento y optar así a recibir la ayuda alimenticia que garantiza la nutrición de los más pequeños. A pesar de que inicialmente esta comunidad se mostró reacia a participar en el programa, los niños citados acudieron bien aseados y vestidos para la ocasión -muchas de ellas con el traje tradicional compuesto por el corte/falda y güipil/blusa-. Tras la medición nos deleitaron con el almuerzo que habían preparado dentro de la casa, por la que merodeaban gallinas y perros, donde terminaron entrando madres y pequeños para vernos disfrutar del delicioso arroz con pollo. Sospechamos que es un plato que no se pueden permitir en su día a día… pero para ellos las visitas, especialmente de extranjeros, son algo extraordinario, un hecho que no dudaron en documentar

Leer Más »

Escuela Futuro Vivo en Cobán: 198 motivos de orgullo para Guatemala

06:00 a.m.- La casa de las hermanas Carmelitas en Cobán despierta con el aviso de los autobuses y el murmullo de las primeras oraciones en la capilla. En la puerta, la pick up 4×4 en marcha para iniciar el trayecto hacia la escuela de Futuro Vivo: una parada para recoger a “profes” y “seños” en el remolque preceden a 15 minutos de escenarios inolvidables: de la rutina de las calles de Cobán, al infinito abanico de verdes que brota de campos de cardamomo y café.  Ya en la escuela, las sonrisas tímidas de los niños se tornan en abrazos cálidos y verdaderos. Algunos de ellos hablan con dificultad porque su entorno solo se comunica en lengua q’eqchí’, muchos sonríen con dientes picados, pero todos muestran su felicidad por asistir a la escuela: un lugar donde se sienten queridos, valorados y capaces de salir de esa espiral a la que la región y la política les había condenado. Es sorprendente que frente a Futuro Vivo haya una escuela pública donde los niños, si el maestro acude, y si lo hace sobrio, solo estudian una lengua muerta, sin futuro ni vida, más allá de la madera y el café. Cada jornada los tres voluntarios de SED colaboramos en diferentes situaciones, como los exámenes del ministerio, y cumplimos con los objetivos marcados: Silvia apoya en lenguaje, Ibón en matemáticas y Diana prepara la estructura del desarrollo de proyectos que los estudiantes llevarán a cabo en la escuela, para después implementarla en mejoras de sus

Leer Más »

Un día en Chichicastenango

Nuestros días comienzan tempranito, a eso de las 6am, para poder desayunar con las Hermanas y de ahí dedicamos un tiempo a organizar el día antes de ir al colegio a las 8am. El colegio “La Anunciata” está justo en frente del internado y nuestra labor es apoyar en la clase de 1º primaria (en el caso de Marta) y en 2º primaria (Alejandra). Marta ayuda a la Seño Romelia, hace apoyo de lectoescritura con algunos alumnos y también juegos y dinámicas cuando se da la ocasión; y Alejandra, aunque trabaja con toda la clase, parte de la mañana la dedica a trabajar la lectoescritura con un niño que presenta dificultades. ¡Es increíble recibir tanto cariño en tan poco tiempo! Las pequeñas voces diciendo “Seño Alejandra” y “Seño Marta”, se quedarán grabadas en nuestra memoria. Nuestras tardes las dedicamos a las niñas internas, 38 chicas de edades comprendidas entre 12-18 años, y una más pequeña de 8. Ellas son nuestra debilidad y ojalá tuviésemos más tiempo para poder compartir juntas. De 14.30 a 17:00h hacemos apoyo escolar en todas las materias, especialmente en lengua, inglés y matemáticas. Y de 17.00 a 18:00h que es su hora libre de descanso, algún día les hacemos juegos de mesa, deportes, dinámicas, películas… Verlas tan felices y agradecidas con cada actividad que hacemos es algo que te llena el alma. Para acabar el día, compartimos el momento de la cena con las hermanas y hablamos de cómo nos ha ido la jornada. Si nos

Leer Más »

Amanece en Bouaké

Amanece en Bouaké. Todo comienza de nuevo: las calles con su bullicio, los niños, la locura de coches y motos que se cruzan entre sí… Y en medio de todo esto, llegamos a la parroquia bien temprano para comenzar el día con la misa. Hoy, el ambiente festivo, la música, las miradas y las sonrisas hacia nosotros nos sumergen poco a poco entre las costumbres de aquellos que nos acogen con brazos extendidos. En el colegio Champagnat, la colonia urbana ha dado comienzo. La escuela marista comienza a llenarse con los niños llegan, incluso de muy lejos, contentos para iniciar una nueva jornada. Los monitores ya están dispuestos a darlo todo y los ánimos se mantienen altos. Conocerles y conectar con ellos ha resultado muy fácil, pues todos estamos por la labor y, aunque el impedimento del idioma nos suponga para algunos una pequeña barrera, nos entendemos perfectamente, pues impera el lenguaje del cariño, los abrazos y las ganas de trabajar en equipo. Todo ello, además, hace que no se sienta el peso del calor y la dureza del clima. Mención especial merece la comunidad de hermanos de Bouaké, pues nos hemos integrado con ellos a la perfección, y nos hacen sentir como en casa. Hay momentos de risa, de oración y de conversaciones profundas sobre muchos temas. Esta vida en comunidad nos está acercando enormemente a Dios. Además de con el proyecto de la colonia urbana del Colegio Champagnat de Bouaké, el grupo de voluntarios estamos visitando el centro

Leer Más »

Por primera vez

Mi primera experiencia y para no olvidar. Hoy día 7 de julio ha sido mi primera vez en Samac. Ya desde un principio, estaba avisado por mi compañera Silvia, con años de experiencia en voluntariado en este lugar, de que el entorno me iba a enamorar por completo. No le faltaba razón, aquí me he encontrado un paisaje montañoso digno del mejor de los documentales. Una vez llegué al colegio, me di cuenta de lo que Silvia no me quiso decir, y es que el paisaje era solo la punta del iceberg de lo que me iba a encontrar y a emocionar. Guatemala es un país con una historia Maya muy arraigada en las culturas más indígenas, tradiciones hermosas y una cultura admirable. La realidad del lugar me hizo entender que es realmente necesario que los niños y niñas de estas comunidades sean escolarizados. La escolarización es necesaria para poder combatir y concienciar sobre ciertas «tradiciones» cómo que las mujeres cumplan su «papel» de ser madres adolescentes y los hombres inicien la labor de llevar dinero a casa tengan la edad que tengan. Me sorprendió la fuerza, la alegría y el amor con el que se enfrentan a su día a día, nada fácil para ninguno de ellos. No es fácil enfrentarse día a día a las dificultades que estas familias se encuentran. Al colegio acuden niños y niñas de diferentes comunidades indígenas, con diferentes idiomas y cada cual más alejada de la otra. Gran parte de los alumnos, deben

Leer Más »

Los ‘PASOS’ de la solidaridad

Es en los recreos del colegio donde todos hemos pasado los mejores momentos. Por eso es allí donde el grupo de Padres Solidarios del colegio San José del Parque (PASOS) celebra todas sus campañas, despertando jovencísimos espíritus solidarios. Así acabamos de cumplir ya diez años, y hemos conseguido que nuestras tres campañas anuales formen prácticamente parte del calendario escolar del colegio. Todas ellas tienen como objetivo conseguir el mayor número de becas para niños de Guatemala, y dejar para siempre una huella solidaria en todos nuestros alumnos. Nada más comenzar el curso organizamos nuestro ya imprescindible “Mercadillo de las 3R” (Reducir, Reciclar, Reutilizar), basado en la reutilización de los uniformes que previamente han donado las familias. Todos los engranajes de la maquinaria solidaria se ponen en marcha desde que una familia dona su equipación escolar hasta que otra la compra en nuestro mercadillo para darle una “segunda vida”. Y con lo que se recauda le daremos también otra “vida” y un futuro a los niños de Guatemala que reciban una beca. ¡Qué más se puede pedir! Educar en la solidaridad, en la conciencia ecológica y en el servicio a los demás. Justo antes de las vacaciones de Navidad, celebramos la “Chocolatada Solidaria”. Con la venta de chocolate caliente y de algunos detalles navideños diseñados por las propias madres, endulzamos el patio y seguimos sumando becas para Guatemala. Nuestra mirada siempre está puesta a 8.500 kilómetros de aquí, en las escuelitas e institutos de los patojos y patojas. Ya en primavera

Leer Más »

¡Buenos días Hermanitos!

“Buenos días Hermanitos”, así es como todos los días nos reciben cada uno de los 27 chavales (15 chicos y 12 chicas) de la ‘Casa Montagne’ en Comarapa. Hace ya casi dos meses que el Hno. Alberto y un servidor, Jesús “Titi”, miembros del Colegio San Juan Bautista de Denia, nos embarcamos en esta  grata experiencia de realizar un voluntariado de cooperación educativa, formativa, deportiva y de pastoral. Hemos hecho muchas cosas, pero no se trata del hacer sino del por qué las hacemos, cuál es su sentido y a quién llega. Amén de los primeros días y de que aún estamos gestionando lo administrativo, aquí y ahorita, como dicen ellos: “todo va con muchísima tranquilidad y paciencia”; desde que llegamos a tierras bolivianas y primeramente en el colegio de Santa de Cruz, ya nos pidieron ayuda y que dejáramos nuestra impronta, realizando para los alumnos más pequeños dos juegos de rayuelas. Ahora ya en nuestro destino, Comarapa, nuestra función principal es el trabajo diario de ayuda en las materias de clases, educar en valores y organización y en las normativas de los chicos y chicas de la casa o como le llaman ellos: “El Internado”. Si uno quiere, nunca deja de crecer y nosotros sentimos cada día que crecemos con la labor que estamos realizando aquí. Nos sentimos muy afortunados de poder educar y aportar nuestro granito de arena para que consigan sacar lo mejor de ellos/as en el día a día y sobre todo de cara al futuro.

Leer Más »

«El agua ha cambiado nuestra CALIDAD de vida»

El huracán Stan fue una tormenta tropical que azotó Guatemala y provocó inundaciones y desprendimientos, ocasionando la muerte de más de 669 personas y dejando a otras 884 desaparecidas, solamente en Guatemala, en los días 3, 4 y 5 del mes de octubre de 2005. Miles de familias perdieron sus casas y sus pequeños campos de cultivo y muchas comunidades rurales vieron como sus pueblecitos desaparecían arrastrados por el agua o por el lodo. Los territorios más afectados fueron Guatemala y El Salvador, países en los que se produjeron el mayor número de fallecidos y donde decenas de comunidades y pueblos quedaron completamente aislados o desaparecidos. Concretamente en Guatemala, donde casi el 75% del territorio resultó afectado, una de las zonas que resultó más dañada fue la del lago Atitlán. Ahí es donde se encontraba el poblado de Panimaché 5º bajo, en la vertiente baja de un barranco. El Stan arrasó casi todo el poblado. Entonces tomaron la dura decisión de abandonar todo lo que había sido su vida y trasladarse a unos terrenos en la parte superior del barranco. Comenzar de nuevo y, desde cero, la construcción de Panimaché 5º Alto. En este proceso de reasentamiento, los Hermanos Maristas de Guatemala, a través del ITECK, estuvieron acompañando a las familias en esos momentos complicados, con alimentos, ropa, libros… Por su parte, la ONGD SED desde el primer momento que la escuelita empezó a funcionar, becó a alumnos y alumnas para que al terminar la primaria pudieran seguir sus estudios en un centro

Leer Más »

«La beca de SED nos ha ayudado bastante»

Débora Estela Tol Macario es alumna del ITECK de 5º de Administración de Empresas. Vive en un cantón cercano a Chichicastenango. Su padre es agricultor y su madre se ocupa de las tareas de la casa. Son nueve hermanos y ella es la más pequeña junto con su hermana melliza que también estudia en el ITECK, pero sin beca. Los dos hermanos mayores son albañiles y ya están casados. Durante la pandemia, nos asegura, lo han pasado realmente mal porque los ingresos que aportaban las hermanas que trabajan y que viven con la familia desaparecieron o se redujeron mucho… y son muchas bocas que alimentar. Pero pudieron salir adelante. Una vez que termine la carrera de administración de empresas, Débora quiere estudiar medicina, porque quiere ayudar a los demás y le interesan mucho los temas de salud y cómo ayudar a las personas enfermas. «La beca de SED nos ha ayudado mucho porque con el dinero ayudaba a papá a pagar las colegiaturas de las dos hermanas mellizas y nos quedaba algo para vestuario y materiales que necesitábamos de cara a las clases del ITECK» “Agradezco mucho a las personas empáticas que piensan en los demás que necesitan ayuda. Nos han ayudado mucho a salir adelante, sobre todo en estos tiempos de pandemia» Esperemos que, con la ayuda de SED, Débora termine sus estudios y pueda realizar su sueño de ser médico.   Antonio Tejedor | Voluntario de SED

Leer Más »

Contagiando solidaridad

Hoy he amanecido con una sonrisa. Ser solidario es contagioso y, cuando cuentas lo que vives en primera persona como voluntario y logras traspasar los corazones de los que te escuchan, suceden cosas tan maravillosas como la que me ha ocurrido a mi. Me paso el curso contando a mis alumnos la suerte que tienen por tener una familia que les cuida y protege frente a otros niños que viven entre tantas dificultades. Mis alumnos escriben cartas a sus «amigos» de Guatemala y preguntan por ellos y sus vidas con mucha ternura e interés. De esta forma, toman conciencia de que hay niños con necesidades que ellos, gracias a Dios, tienen cubiertas. Se solidarizan aportando su granito de arena (y de sus padres) e intentando comprender la situación en la que viven «sus amigos». Su mejor regalo de final de curso, una aportación para sus «amigos» Hoy he recibido un bonito mensaje de un alumno, Ignacio. Ha hecho su Primera Comunión a finales de julio y ha recaudado dinero entre sus invitados para que sus «amigos de Samac» puedan tener algunas de sus necesidades cubiertas. Gracias Ignacio por tu generosidad. Espero que sigas alimentando tu corazón solidario y nunca te olvides de esta «profe» que te enseñó que no hay nada que te haga sentir mejor que compartir con aquellos que no tienen la suerte que tú. GRACIAS DE TODO CORAZÓN DE PARTE DE TUS «AMIGOS» DE GUATEMALA   Silvia Fondón | Voluntaria de SED

Leer Más »

Categorías

Entradas recientes

Entradas

Social